Nuevo etiquetado en alimentos, podría impactar en consumo de azúcar. Dirigente cañero asegura que se “sataniza” al dulce, como causante de obesidad.

El nuevo etiquetado que por disposición de la secretaría de salud contienen todos los alimentos procesados, podría afectar el consumo de azúcar de caña, y en consecuencia, a los productores de la vara dulce, consideró el dirigente de la unión local de productores de caña de azúcar de la Confederación Nacional de Productores Rurales (CNPR), Pedro Ocampo Álvarez.

Dijo que recientemente, en los alimentos procesados comenzaron a aparecer diferentes leyendas, entre ellas, la de “exceso de azúcares”, pero no especifica si se refiere al azúcar de caña o a alta fructuosa.

“Hay que recordar que el jarabe de maíz, la alta fructuosa, no es azúcar, es un jarabe. El azúcar sí es natural, no te daña cuando se consume moderadamente. La gran mayoría de los refrescos no endulzan su producto con azúcar, sino con fructuosa”.

Aseguró que cuentan con un estudio en con el que se construyó una gráfica, que confirma que en los últimos diez años, el consumo del azúcar va a la baja, pero el de la alta fructuosa va a la alza, y en la misma proporción, la obesidad en nuestro país.

“Se está satanizando el consumo de azúcar, cuando la realidad es que como mexicanos hemos dejado de hacer ejercicio, y  tenemos una dieta que, por trabajo o cultura, tiene exceso de carbohidratos, de grasas y le echamos la culpa al azúcar. La realidad es que el azúcar, con moderación, no es dañina”.

Los comentarios están cerrados.